Congreso aprobó presupuesto para 2019 por 258,9 billones de pesos

Con el tiempo corriendo y en medio de voces a favor y en contra en la asignación de los recursos, este miércoles las plenarias del Senado de la República y la Cámara de Representantes aprobaron el proyecto de Presupuesto General de la Nación para 2019, que contiene recursos por 258,9 billones de pesos.

La Cámara de Representantes aprobó el Presupuesto con 113 votos a favor y 18 en contra, el cual destina 160,2 billones de pesos a funcionamiento, con un incremento de 9,3 %, y 46,8 billones a inversión, un 20 % más que en el presupuesto de 2018.

Al presentar el contenido del proyecto, el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, explicó los componentes y cifras del Presupuesto y resaltó que uno de los sectores con mayor incremento es salud, debido a la crisis que hoy se vive, por lo que contaría con un aumento del 30 %.

“El presupuesto para 2019 es particularmente interesante, tiene unas complejidades que no tienen otros montos y es el hecho de que es sometido a consideración a un Congreso de la República que después cambia porque cambia de Gobierno, entonces los textos originales son recibidos por parte de un gobierno y cuando se inicia en un primer debate todo ha cambiado”, expreso Carrasquilla, quien resaltó que el proyecto será cumplido de “forma estricta”.

En ambas plenarias la discusión se centró en el monto que se destinará para el año próximo para los sectores de defensa y educación. La oposición insistió que para defensa el rubro se debería reducir de manera sustancial y fortalecer a la educación, mientras que desde las bancadas oficialistas se reiteró que el sector de seguridad se mantuviera con lo previsto.

El senador por el Centro Democrático Fernando Araújo, resaltó que el 70 % del presupuesto que presenta el gobierno se dedica a los sectores de educación, salud, inclusión social, trabajo y vivienda, y señaló que el mandato anterior dejó un hueco en el presupuesto de 25 billones de pesos.

“Es increíble que nos estén diciendo que este Gobierno le está dando más recursos al sector defensa cuando no es así, este el presupuesto más inclusivo en la historia del país. No es cierto que los recursos se estén yendo para las armas, este irá dirigido a su actualización, a la salud de soldados heridos, para el funcionamiento en planta, no son caprichos de este gobierno”, manifestó Araújo.

El senador ponente Efraín Cepeda, resaltó que desde las comisiones económicas se buscaron mayores recursos para inversión y mejor redistribución para las regiones en los rubros del presupuesto y agregó que de los 35,3 billones de pesos propuestos inicialmente para inversión en educación, los ponentes de las comisiones económicas, en sucesivos debates con el Gobierno, lo incrementaron a 46,5 billones de pesos, alrededor del 19 %.

“Seguiremos trabajando para fortalecer la mayor parte de las carteras ministeriales, como el de Educación, que se sitúa por tercer año consecutivo con el presupuesto más alto del país, por encima del sector defensa”, expresó Cepeda, quien resaltó que si se aumenta la inversión a la educación, se reducirán las brechas sociales del país.

La senadora del Centro Democrático María del Rosario Guerra, detalló que “hay un claro compromiso de austeridad de los gastos de personal y de nómina, no se aprueban nuevos nombramientos y modificaciones a las plantas de personal, ahorrándose 1,2 billones de pesos en estos gastos”.

La congresista sostuvo que salud y educación son los sectores en los que más se aumenta el presupuesto de funcionamiento, mientras que defensa y Policía ocupan el tercer lugar, con especial énfasis en atención en salud para miembros de las Fuerzas Militares y sus familias.

La oposición, por intermedio del senador de Alianza Verde Iván Marulanda, explicó que se buscaba un traslado de recursos para inclusión social, educación, sector agropecuario, cultura, ciencia, tecnología y financiación de la paz.

“No estamos de acuerdo con el proyecto de Presupuesto 2019 que presentó el Gobierno, entonces hicimos una propuesta alternativa, allí se reduce el gasto militar y se privilegia la inversión social. Es por eso que nuestra bancada votará en negativo”, dijo Marulanda.

La oposición quería redistribuir 14 billones de pesos, quitando 2 billones del monto inicial del sector defensa para entregar al agro, la Agencia Nacional de Tierras, la Agencia para la Renovación del Territorio, la Agencia de Desarrollo Rural y para apoyar la Reforma Rural Integral del acuerdo final para la terminación del conflicto y la construcción de la paz.

Con respecto al programa educativo ‘Ser Pilo Paga’, el senador del partido de la U Germán Hoyos, sostuvo que el Gobierno está diseñando un programa que busca generar estímulos para que los estudiantes prefieran ir a las universidades públicas en vez de las privadas.

“Somos conscientes de los quiebres que dejó ‘Ser Pilo Paga’, pero no se puede negar que brindó educación a muchos jóvenes que veían esto como algo inalcanzable. No justifico los errores, pero se debe tener presente que aquí importa la educación para las futuras generaciones y por eso se debe diseñar un programa equilibrado”, sostuvo Hoyos.

Así mismo, durante la discusión se aprobó la inclusión del artículo, encabezado por el expresidente Álvaro Uribe, que define que se debe conocer el nombre del parlamentario que presente un proyecto de inversión.

“Cuando uno o varios congresistas soliciten una partida presupuestal para un programa o proyecto de inversión pública debe hacer público su nombre, el monto y la justificación. En este presupuesto el Gobierno y el Congreso hacen un gran esfuerzo que esperamos que para el año 2020 sea mucho más satisfactorio a los anhelos sociales de los colombianos”, concluyó el senador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *